¡Que todo el año sea Navidad!

Navidad Blog Nati Poe

¿Eres una de esas personas que afirman odiar la Navidad?

 

Como pasa con todo lo demás, el color de la Navidad depende del color del cristal con que se mire. Yo misma fui una rancia deprimida en Navidades… pero lo superé y ahora vuelvo a ser niña en estas fechas.

La Navidad mola, en serio.

Vengo a rescatar al espíritu navideño que aún yace, bajo el grueso manto del escepticismo adulto, en algún lugar dentro de ese corazón tuyo que una vez latió, ilusionado, por un Scalextric o la Barbie Malibú.

Voy a hacer inventario de esas cosas típicas de la Navidad que odias y te voy a demostrar que, en realidad, son la salsa de la vida y deberíamos mantenerlas todo el año.

Los buenos sentimientos

Navidad es la época del año en que más donativos se hacen, cuando más besos y abrazos se dan, cuando estamos más dispuestos a ayudar, a perdonar y a tolerar los programas de José Luis Moreno.

Mira qué bonito todo y tú refunfuñando porque dices que eso es hipócrita; que luego, el resto del año, ná de ná.

Pues tienes razón, por eso mismo… ¿Por qué no mantener ese espíritu solidario y amoroso todo el año?

Cultivemos la paciencia, el altruismo, la empatía, la bondad y todos aquellos buenos sentimientos de amor al prójimo cada día.

Aprendamos a valorar lo que realmente importa y a comprender que la mayor felicidad que pueden darnos nuestras posesiones materiales es aquella de compartirlas con los demás.

Insisto en lo de compartir, de verdad… ¡Podríamos salvar vidas sólo compartiendo!

Navidad Blog Nati Titanic
Estar dispuestos a compartir: una bonita actitud que deberíamos mantener todo el año, no sólo en Navidad…

Las reuniones familiares

El tema familiar es el que más suele costar a la gente que odia la Navidad: muchas personas tienen parientes con quienes quizá compartan sangre y genes… pero nada más.

Es frecuente que viejas rencillas macerando un año entero, la desinhibición fruto del alcohol ingerido en tantas comidas familiares, ciertos comentarios malinterpretados, el que alguien se sienta juzgado o, simplemente, la mala leche sin más; acaben desencadenando una de esas temidas broncas navideñas que acaban con la abuela llorando y amenazas y maldiciones gitanas entre hermanos o primos.

Navidad Blog Nati Hulk
Si queréis evitar que una comida familiar se convierta en un campo de batalla, no empecéis a juzgaros y criticaros entre vosotros. Aceptad vuestras diferencias con respeto.

Para evitar estos malos ratos que nos obligamos a perpetuar año tras año, sólo basta con un poco de educación, tolerancia, empatía y dejar a un lado la actitud defensiva.

Al fin y al cabo, dicen que no hay nadie que sea verdaderamente malo, sólo gente a la que no hemos tratado el tiempo suficiente como para descubrir sus cosas buenas.

Quizá ese cuñado tuyo al que no soportas porque te parece un snob resulta ser un tipo la mar de divertido a quien, como a ti, le encanta jugar al futbolín…. y, como tú, nunca encuentra amigos que compartan esa pasión y jueguen con él.

O puede que esa prima con ideas políticas totalmente opuestas a las tuyas sea una bella persona con quien, además, podrías tener interesantes debates sobre literatura, música o arte.

Si abres tu mente (y tu corazón), quizá también descubras que las batallitas de tu abuela no son tan aburridas como te parecían cuando no les prestabas la atención que merecían; o que tu abuelo tiene alguna habilidad insospechada o sorprendente (el mío era un hacha modelando burros de plastilina y un fenómeno cantando flamenco).

Navidad Blog Nati El Padrino
Visita frecuentemente a tus abuelos y pasa rato con ellos también cuando no es Navidad: la mayor felicidad de un abuelo es pasar tiempo con sus nietos. Bueno, eso nos han dicho siempre.

No olvides que lo que hace que a mucha gente le deprima la Navidad es la melancolía por aquellos familiares que ya no están en este mundo.

Pues mira, eso no es malo.

Echamos de menos a algunas personas porque una vez tuvimos la gran suerte de tenerlas en nuestras vidas y quererlas. Repito, ¡haber querido a alguien que nos quiso es una gran suerte y hay que celebrarlo!

Las Navidades dan pie a recordar: convierte ese recuerdo en homenaje y aprovecha para disfrutar al máximo de quienes aún están presentes: ¡ellos tampoco son eternos!

Así que menos discutir y conversa con padres, cuenta chistes a tus hermanos y cuñados, revuélcate por el suelo jugando con tus sobrinos en vez de quejarte de lo ruidosos que son y deja que tu primita estrene el maletín de maquillaje de Hello Kitty que le ha traído Papá Noel pintándote de rosa las uñas de los pies.

Ve a tus reuniones familiares con ganas de pasarlo bien… quizá, entonces, lo logres y digas eso de “tenemos que vernos más, no sólo por Navidad”.

Navidad Blog Nati Schwarzenegger
Dato poco conocido: Arnold Schwarzenegger era un Hare Krishna que repudiaba cualquier tipo de violencia hasta que, en unas Navidades, le encomendaron el cuidado de sus sobrinos. Desde entonces, gusta de repartir leña y tirar bombas en películas de acción para desahogarse en la gran pantalla y no matar a gente en la vida real.

Por último, recuerda que las mascotas también son parte de la familia y la familia permanece unida: cuando te vayas de viaje en vacaciones, sean éstas de Navidad, de verano o de otoño; lleva contigo a tus bichos o asegúrate de dejarlos en unas buenas manos que los cuiden bien en tu ausencia.

Navidad Blog Nati Ace Ventura
Si aprovechas tus vacaciones para viajar, recuerda que tus mascotas también son tu familia y que a la familia no se la abandona.

Banquetes navideños: No hay miseria

En Navidad, los mejores cocinillas domésticos se dirigen a los fogones y hornos con una misión: no, no es la de conseguir que alguien reviente, sino sorprender a sus invitados con delicias de su creación inéditas hasta ese momento o bien agasajarles con los ya conocidos manjares favoritos de cada uno.

Navidad Blog Nati Clásico
Dejemos de engañarnos: de esto no nos vamos a recuperar en enero apuntándonos a un gimnasio al que luego no vamos a ir.

Somos una cultura que lo celebra todo comiendo, es lógico que en fiestas caigamos en la sobrealimentación, incluso en el agobio. Pero, ¿qué día no merece ser celebrado?

No esperes a que sea Navidad para invitar a tus seres queridos a una buena comilona en tu casa… o para regalarte a ti mismo/a una cena de lujo, sea en solitario o en pareja.

Eso sí, déjame matizar que quizá estaría bien contenerse un poco con las cantidades. Desperdiciar comida y provocar cólicos a los comensales son dos cosas que están feas en Navidad y siempre.

Navidad Blog Nati Damon
Era la primera vez que Antonio José pasaba la Navidad en el pueblo de sus padres, en casa de una tía que confundía la hospitalidad con la tortura.

Siéntete siempre divino/a

Si, como te decía en el punto anterior, cualquier día que nos apetezca es bueno para regalarnos una comida o cena especial, también cualquier día es bueno para vernos guapos/as.

Navidad Blog Nati Drácula Stoker
La señora Milagros se sentía joven y estupenda y no hacía caso de las críticas.

¿Por qué guardar ese traje o vestido con el que te sientes tan sexy para Navidad o para una boda?

Los pequeños lujos y caprichos están para disfrutarlos. Así que, si hoy mismo quieres verte estupendo/a con esa ropita cara que se aburre en tu armario o te apetece un corte de pelo nuevo, ¡a por ello!

Siéntete guapísimo/a cada día con el look que más te guste y que te critiquen los/as envidiosos/as.

Los regalos y la ilusión no son exclusivos de la Navidad

Navidad Blog Nati Solo en casa

Dicen quienes la odian que la Navidad es un invento consumista e hipócrita.

Lo de hipócrita no tendrá sentido cuando hagamos una Navidad de cada día del año y no nos limitemos a ser buenos, generosos y solidarios en diciembre.

En cuanto a lo del consumismo, me hace gracia que sea tan criticado en estas fechas por gente que es consumista todo el año. Es tan sólo una excusa de quienes no tienen ilusión, creatividad o ganas de hacer un regalo a alguien.

¡Menos postureo!

Podemos regalar cosas muy baratas con mucho significado o, también, crear nuestros propios regalos. Sólo hay que poner mucho amor y pensar en algo personal para el destinatario de nuestro presente.

¡Lanzarse a comprar al tuntún es tan sólo la opción fácil!

Navidad Blog Nati Ghost
Mari Tere no tenía mucho dinero, pero era rica: iba sobrada de amor conyugal.

En cualquier caso, los regalos hacen mucha ilusión a quien los recibe y también a quien los da. Y, por supuesto, una vez más, no hay que esperar a Navidad para hacer regalos a quienes queremos.

No animo a caer en el consumismo, sí a ser detallista, currárselo un poquito y no tirar a lo fácil.

Navidad Blog Nati Django
No hay nada más peligroso que un hombre armado que quiere a su suegra

Otra cosa que a mí me encantaría que todo el mundo fuese capaz de mantener siempre, todo el año y a lo largo de toda la vida, es la ilusión.

¿Cuándo empezamos a dejar de ilusionarnos por cualquier cosa?

Las Navidades, y en concreto, los Reyes, son momentos de gran ilusión, especialmente, para los peques de casa. ¿Qué tal si nos dejamos contagiar un poquito por ellos y por ese espíritu que les hace creer que no hay nada imposible?

Mira, los reyes magos existen. Quizá no se llamen Gaspar, Melchor o Baltasar; quizá se llamen como tu madre, como tu pareja o como tus hijos. Pero ahí están, trayendo la magia y la ilusión si estás abierto/a a la magia y a la ilusión. Si no, sólo te traerán cosas, objetos.

Los niños viven estas fiestas ilusionados porque creen en los reyes y tienen razón: sus regalos son la prueba. ¿Acaso tú no tienes ninguno?

Hay que creer en los reyes, tienes que creer en ese rey que se ha ilusionado imaginando la cara que pondrás cuando abras su regalo.

Cree en tu rey. Sea el rey que sea.

Cree en la gente, cree en la vida, cree siempre en algo y no olvides que cada día es un regalo. 

Navidad Blog Nati Elvis Rey
Manolo siempre fue un incomprendido

Pero si eres un auténtico hater de la Navidad, seguro que, pese a todo el rollo acerca de la ilusión que he soltado, también tendrás queja de los regalos: que si “me regalan cosas cutres”, que si “esto ya lo tengo”, que si “siempre lo mismo”, que si “yo esto no me lo pongo”…

Pues mira, mi arma… sonríe, da gracias y te vas por la tarde a comprarte el Red Dead Redemption 2 o algo, pero sonríe y da gracias porque es muy probable que la persona que te ha regalado eso que no te ha gustado sí haya puesto mucho cariño y esfuerzo en su regalo.

Así que oculta la verdad educadamente y ten piedad, ¡que es Navidad! 

Pero… ¿qué tal si tenemos en cuenta los sentimientos de los demás y somos agradecidos siempre, independientemente de la fecha en la que estemos?

Navidad Blog Nati Gilbert Grape

¿Te he convencido?

Espero haber conseguido rescatar tu espíritu navideño perdido o, al menos, arrancarte alguna sonrisa.

Pero si no lo he hecho, que todo puede ser, te voy a rogar una cosa: mantén al enanito gruñón que hay en ti a raya y deja disfrutar de la magia de la Navidad a quienes sí lo tienen.

Total, Navidad es sólo una vez al año… Para quienes quieren que así sea.

¡Felices fiestas y próspero 2019!

Navidad Blog Nati Breaking Bad
Vale, asumo que, a lo mejor, mi súper alegato a favor de la Navidad para rescatar el espíritu navideño de los haters no es infalible.

8 comentarios sobre “¡Que todo el año sea Navidad!

  1. Me has sacado más de una sonrisa Nati. Yo sí creo en al Navidad, ¡porque es bonita y punto! Echo de menos a gente que no está pero es que también los echo de menos en verano o cuando veo algo que me recuerda a ellos. Además siempre los llevo dentro. Un beso enorme y que el 2019 te traiga muchos buenos momentos

    Le gusta a 1 persona

  2. Gracias Nati por estas reflexiones.
    No dejan indiferentes a quienes las leemos, catalogados en alguno o màs de los grupos que con tanta verdad y gracia nos detallas.
    Dejemos que el espíritu navideño aflore entre tanto ruido navideño.
    Y que no sea fiebre de un día.
    A más de reflexionar me has hecho sonreír, y hasta sonrojar.
    Compartamos la vida y su gozo.
    Abrazos navideños.

    Le gusta a 1 persona

      1. Jeje, me he visto retratado en algunos detalles. De ahí mi sonrojo.
        Pero en el fondo soy muy navideño. En las formas ya soy más heterodoxo y disperso.
        Bon Nadal.

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s